Historia

TC: la Chevy campeona de Satriano sigue intacta

El Chevrolet con el que Obispo se consagró campeón en 1990 se mantiene como hace 30 años atrás. Está en poder de Juan Carlos Spinella, otro expiloto de Turismo Carretera.

Uno de los autos que más recuerdan los hinchas de Chevrolet es el que usó Emilio Satriano para consagrarse campeón en 1990. Esa Chevy hoy en día está en manos de Juan Carlos Spinella, otro expiloto de Turismo Carretera.

“Cuando Satriano estaba por lograr el campeonato en 1990 ya se estaba haciendo un Chevrolet nuevo. Entonces como teníamos relación con él le ofrecí comprarle la Chevy campeona”, le contó Spinella a SoloTC.  El excorredor de Olavarría usó la Chevy de Satriano un puñado de carreras. Luego la utilizaron sus hijos Patricio y Alejandro.

“Sinceramente cuando empecé a correr con esa Chevy en 1991 nunca la pude hacer andar. Mirá cómo son las cosas que ese mismo año Satriano tuvo una de sus peores temporadas en el TC con el auto nuevo”, contó Spinella. El Obispo quedó 10° en el torneo a 92,5 puntos del campeón Oscar Aventin (Ford).

Chevrolet Spinella
Spinella durante una competencia con la Chevy ex Satriano.

Como era un auto histórico, Spinella decidió conservarlo hasta estos días. La Chevy -que fue reconocida por Emilio y Pablo Satriano como la original- está pintada y ploteada con el mismo diseño y publicidades que en 1990. Cada tanto participa de eventos organizados por un grupo de fanáticos del TC que reúnen más de 30 autos –entre originales y réplicas-para recrear las viejas carreras.

Spinella también tiene el Dodge GTX con el que compitió en la “máxima” en los ’80, que había pertenecido a Juan Carlos Deambrosi y también la manejó Jorge Martínez Boero. “Ese auto era una maravilla, andaba muy bien”, recordó Nuchi.

Un Chevrolet emblemático

Esta Chevy quedó en la historia del Turismo Carretera porque Satriano le devolvió el título a la marca después de 10 temporadas. El último campeonato de Chevrolet lo había alcanzado Francisco Espinosa en 1979/’80.

Chevrolet Satriano
Satriano logró su único título con la Chevy en 1990. (Foto: A. Contreras/SoloTC)

El Obispo se consagró campeón con 263 puntos, relegando al 2° puesto a Oscar Castellano (Ford) que venía de ganar 3 títulos consecutivos en 1987 y 1988 con Dodge y en 1989 con el Óvalo. Durante ese torneo, Satriano logró 4 victorias consecutivas, convirtiéndose en el último piloto en lograr esa marca.

Artículos relacionados

Compruebe También
Cerrar
Volver al botón superior